SAN NICOLÁS DE BUJARUELO - REFUGIO DE ORDISO

San Nicolás de Bujaruelo – Refugio de Ordiso

  • Ida y Vuelta
  • 2
  • 2
  • 2
  • 3
  • 4h 40'
  • 13,4 Km
  • 530 m
  • 530 m
  • Tipo de recorrido
    1. El medio no está exento de riesgos
    2. Hay más de un factor de riesgo
    3. Hay varios factores de riesgo
    4. Hay bastantes factores de riesgo
    5. Hay muchos factores de riesgo
    1. Caminos y cruces bien definidos
    2. Sendas o señalización que indica la continuidad
    3. Exige la identificación precisa de accidentes geográficos y de puntos cardinales
    4. Exige técnicas de orientación y navegación fuera de traza
    5. La navegación es interrumpida por obstáculos que hay que bordear
    1. Marcha por superficie lisa
    2. Marcha por caminos de herradura
    3. Marcha por sendas escalonadas o terrenos irregulares
    4. Es preciso el uso de las manos para mantener el equilibrio
    5. Requiere pasos de escalada para la progresión
    1. Hasta 1 h de marcha efectiva
    2. Más de 1 h y hasta 3 h de marcha efectiva
    3. Más de 3 h y hasta 6 h de marcha efectiva
    4. Más de 6 h y hasta 10 h de marcha efectiva
    5. Más de 10 h de marcha efectiva
    * Calculado según criterios MIDE para un excursionista medio poco cargado
  • Horario completo de la excursión
  • Distancia horizontal recorrida
  • Desnivel de subida acumulado
  • Desnivel de bajada acumulado

Descripción

La ruta que proponemos comunica San Nicolás de Bujaruelo con el Valle de Ordiso. Se trata de una excursión de enorme interés al dar acceso a este hermoso valle y permitir hacer una aproximación a los potenciales trayectos rutas de la cabecera del Valle del Ara.

Esta excursión no presenta ninguna dificultad siendo practicable por todos los públicos. La ruta está balizada como GR 11, con marcas blanca y roja. A excepción de su inicio, la ruta sigue por una pista forestal que va paralela al río Ara por su orilla izquierda.

El itinerario permite muy interesantes vistas del río Ara en un primer tramo relativamente abierto, y posteriormente por un tramo muy encañonado, sobre todo el paisaje vegetal, especialmente variado y atractivo, que caracteriza la parte superior del Valle de Bujaruelo. En este entorno alternan con gran belleza pastizales, hayedos, masas mixtas de frondosas y coníferas, abetales, pinares y todas las situaciones intermedias imaginables. A ello hay que unir la presencia de resaltes rocosos, el trazado del río Ara y las altas cumbres que encierran el conjunto.

El camino parte de San Nicolás de Bujaruelo y cruza el río Ara por un puente de piedra, de extraordinaria factura. Se dirige luego por la orilla izquierda del río Ara, por una senda entre matorrales que nos lleva hasta el tramo inferior del barranco de Sandaluelo. Lo cruzamos con una pasarela metálica para avanzar por la zona de pastizales de fondo de valle.

Nos aproximamos por los pastizales de fondo de valle a la orilla izquierda del río Ara. En estos tramos el río Ara lleva una moderada pendiente. Tenemos vistas hacia el norte de los hayedos, abetales y masas mixtas que cubren la base de las laderas de esta parte del Valle de Bujaruelo. La ruta cruza setos y bosques que presentan una gran heterogeneidad de especies y donde destacan por su interés las hayas (Fagus sylvatica), fresnos (Fraxinus excelsior), serbales (Sorbus aucuparia y S. aria), tejos (Taxus baccata) y abetos (Abies alba).

Cruza posteriormente la pista forestal y sigue por una trocha que accede a unos prados. Tras atravesarlos, accedemos a una ladera arbolada por la que subimos para alcanzar los terraplenes de la pista forestal. Ascendemos a la pista y desde arriba tenemos vistas del Valle de Bujaruelo y de los hayedos que cubren las laderas, situadas al nordeste del Valle de Otal.

Ya en la pista forestal, abierta en la roca, avanzamos por un tramo muy encañonado del río Ara con paredes rocosas verticales a los lados. Más adelante las laderas moderan algo la pendiente y atravesamos unos hayedos densos con abetos y pinos con pies de grandes portes. Sale de este tramo una senda a nuestra izquierda que desciende hacia un puente colgante que cruza el río Ara.

Cruzamos un barranco y observamos a nuestra derecha una pared donde desciende una larga y fina cascada de unos 70 metros que propiamente resbala sobre la roca. Como en otras ocasiones, además de canalizar las aguas, también canaliza aludes, lo que justifica la banda desarbolada existente. En este punto el discurrir del río gira hacia el noroeste. El valle de vuelve a estrechar y observamos unas laderas cubiertas de un hayedo abierto y afloramientos rocosos desnudos en ambas orillas.

La ausencia de arbolado, en los taludes hacia el río, nos permite tener buenas vistas del curso del río Ara con sus rápidos y saltos. En el último tramo del camino vemos el hayedo que asciende por las laderas de umbría del Valle de Ordiso. Se trata de un hayedo viejo con espectaculares vistas en el otoño. Llegamos finalmente al Refugio de Ordiso. En las proximidades hay una pasarela que nos permite acceder al Valle del mismo nombre.

 

Mapa interactivo

Perfil